/

Aprende cómo crear un buen plan de estudios

julio 8, 2021

cómo crear un buen plan de estudios
Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin

Tomar la decisión de estudiar es un acto de evolución, es querer dar un paso con la humanidad y avanzar con ella, siempre desde el principio básico de ayudarnos los unos a los otros para llegar a un mejor mañana. Pero como toda decisión estudiantil tomada, esta requiere de una organización, un método, un plan que te ayude a avanzar hacia donde quieres llegar profesionalmente, por lo que aquí vamos a ver cómo crear un buen plan de estudios para que nada te frene en una de las mejores decisiones profesionales.

Conéctate con la metodología de estudios de tu universidad. Lo primero que debes hacer es entenderla ya que estás a punto de adoptarla y que no solo hará parte de tu vida universitaria, sino que la apropiarás también a la vida laboral. Deja que las clases interactivas, los diferentes ambientes colaborativos y el poder llevar tu educación a cualquier parte solo con tu celular, desarrollen en ti los conocimientos que serán la base de tu vida profesional.

Organiza un horario para cada tarea que debas hacer en el día y sepárales el tiempo que necesita cada una de estas, ya que no todo lo que estás aprendiendo lo recibe de igual forma tu cabeza. Incluye dentro de este horario el tiempo para hacer un repaso diario y semanal de lo que has visto con el fin de ejercitar la memoria a corto plazo. No olvides las pausas activas y respeta los horarios de alimentación, recuerda que un cerebro bien alimentado y con el descanso necesario te será más útil en tu proceso de aprendizaje.

La verdad, sí es un lujo poder estar en clase mientras podemos ayudar con las obligaciones de la casa, o estar en el trabajo y poder adelantar la tesis de grado, pero debes tener mucho cuidado con mezclar este tipo de responsabilidades. No es lo mismo caminar y escuchar música que estar poniendo atención a la clase de Planeación Estratégica en Mercadeo y al mismo tiempo estar cuidando a la sobrina o terminando el informe del trabajo. Aunque tu cerebro es capaz de hacer cosas que aún no conocemos, estamos seguros que el mezclar tareas puede hacer que pierda la concentración en alguna de ellas y eso tengas consecuencias a largo y corto plazo.

Visualizar hacia dónde quieres llegar será un buen motivante para tu plan de estudios, ya que te mostrará la meta y el camino lo irás construyendo paso a paso sabiendo que estás en la dirección correcta. Esto también te ayuda a afrontar los retos que aparezcan en el proceso, podrás superarlos y tener la actitud y certeza de continuar con tu destino profesional.

No estás aprendiendo solo, aunque te encuentres solo en medio de tu lugar de estudio, recuerda que en ese momento también habrán compañeros y profesores conectados que te pueden ayudar a salir de dudas o incluso tú los puedes ayudar. Una buena interacción es esencial para tu crecimiento profesional y ayudará a que tu plan de estudios siga con su cronograma a tiempo.